La cobaya, cuy, conejillo de Indias, entre otros nombres como se le conoce, pasó de ser un animal que se usaba para alimentarse y protegerse de la inclemencias del tiempo en Los Andes de América del Sur, a ser uno huésped querido del hogar. Ahora hay muchos lugares como criaderos, tiendas de animales que ponen al alcance convertirlo en parte de la familia por lo que muchas personas desean saber cuánto cuesta una cobaya.

Este es un mamífero de la familia Cavidae y el género cavia, que también ha cobrado fama como parte de muchas investigaciones científicas. Como idea general hay que saber que de las razas originales se hicieron diferentes cruzas para llegar a razas hibridas. Estas han logrado tener características que les han permitido prevalecer con diferentes rasgos en su aspecto físico, que han llevado a estar en lugares preferentes de quienes aman a estos animales.

En la vida silvestre son animales que han evolucionado para formar grupos. Estos están compuestos mayormente de hembras con sus crías y uno o dos machos. De esta manera lograron sobrevivir a sus depredadores, ante quienes tiene pocas herramientas para defenderse.

La cavia porcellus, nombre de la especie, es fundamentalmente un roedor. Por lo tanto es vegetariano de manera exclusiva. Las hierbas de tallo largo, grumoso suele estar entre sus comidas favoritas. También complementa su dieta al ingerir frutas y vegetales. Este es el tipo de alimentos que su cuerpo puede procesar de manera segura. Este punto, aunque para muchos que ya tienen cobayas es conocido, siempre debe ser aclarado para prevenir que se le suministre alimentos cárnicos o sus derivados. Estos, simplemente, no los puede procesar y podrían en peligro su vida.

Precauciones y cuidados que no pueden faltarle a tu cobaya

Si ya estás decidido a hacer parte de tu vida y tu familia a estas adorables criaturas, hay que tener en cuenta varias cosas que necesita para tener una vida tranquila y relajada.

Las cobayas son de carácter tímido, incluso se puede decir que temeroso. Esto es un comportamiento más que normal en una especie que forma parte del menú de otros animales. Por ello hay que evitarles situación de miedo, ira, estrés, porque les afecta mucho. A un nivel tan severo que puede desencadenarles diferentes enfermedades y hasta la muerte.

Otro aspecto que ayudó mucho a la adaptación y supervivencia de estos mamíferos, es que en la vida al aire libre obtenían de su alimentación casi toda el agua que necesitaban. Al estar ahora en casa con una comida diferente, es necesario que se les suministre agua. El bebedero debe estar accesible con cantidad suficiente para que consuma lo que necesite y, muy importante, cuando lo necesite.

Gánate la confianza de tu cobaya

Para que se vuelvan amistosas, cariñosas y entregadas a ti, es decir todo lo que se busca de una mascota, hay que tratarlas con cuidado. Ganarse su confianza y afecto, es algo bastante fácil, pero no hay que tomarlo a la ligera.

Son varias las cosas que puedes hacer para ir creando un vínculo definitivo. Y tener esa relación cercana, juguetona y cariñosa que sueles ver entre humanos y cobayas en videos en internet.

Como ya comentamos, estos roedores se han adaptado a entablar relaciones. En principio con los de su propia especie. Esto quiere decir que son propensos, receptivos y orientados al contacto, a pasar tiempo con sus compañeros. Por lo tanto, lo primero que tienes que considerar para ganarte su afecto, es dedicarles tiempo desde el primer momento. Ya sea que lo tengas desde que nació o más grandes.

Esa es una clave fundamental, darles afecto, acariciarlos, hablarles con calma y cariño. No se trata de que entiendan con claridad lo que dices, pero captan el tono y perciben si hay agresividad.

No olvides que son criaturas muy inteligentes, tienen gran capacidad de aprendizaje, así que puedes tener muchos juegos con ellos. Algo que en particular disfrutan es tener una especie de circuitos de obstáculos, claro de acuerdo a su tamaño. Rampas, niveles, túneles que pueda atravesar a toda carrera. En todas estas actividades puedes acompañarla.

Como puedes ver son animales activos, inquietos, que les gusta correr por todos los sitios que se les permita. Esto significa que debes sacarlo de la jaula la mayor parte del tiempo, que se sienta libre para moverse, con las precauciones necesarias. Además el encierro les molesta, los vuelve irritables e incluso llegar a causarles estrés.

Algo que va en contra de este objetivo, es dejar a tu mascota mucho tiempo sola. También esto le sentará muy mal y reaccionará en consecuencia.

Tienen un gran apetito, y como todo animal, además de su alimentación habitual y necesaria, también disfrutan de una golosina. Tal como se dijo antes, no se trata de darle algo que no sea acorde a su cuerpo, sino un snak que disfrute, sin hacerle daño. Recuerda que estas deben darse de manera esporádica para que no afecten su apetito o terminen causando obesidad.

Al acostumbrarse a recibir este tipo de incentivos para su estómago, te asociará con algo que disfruta. La clave de esta tarea es que la tome directamente de tu mano, que asocie que depende de ti recibirla.

Otras estrategias para tener la mejor relación con tu cobaya

Manipularlos es parte de la relación directa con ellas. Si los maltratas o lo tomas de una manera inadecuada se volverán reacios al contacto. Puede parecer obvio pero no debes apretarlos, no les gusta y reacción es tratar de huir de inmediato.

Ya mencionamos que son muy capaces de diferentes aprendizajes. Pueden reconocer algunas órdenes sencillas, así como identificar algunas cosas que están en su cotidianidad. Ciertos alimentos, agua, etc. por ello dedica tiempo a entrenarla, con órdenes precisas y palabras que repitas para determinadas acciones, un poco como lo harías con un perro.

Cada vez que logre hacer lo que esperas de ella, recuerda premiarla con una golosina. También puede entender que la llamas o su nombre, así que es muy importante que se lo repitas a menudo.

Precios de las cobayas

Los precios de las cobayas pueden variar de acuerdo a la raza o tipo. Así como también en cada ciudad pueden encontrarse precios diferentes.

En algunos portales, donde ofertan particulares, se pueden encontrar el precio sobre unos 20 €, otros ofertan a partir de unos 10 €. También es una opción encontrar ofertas por varios ejemplares, como en anuncios de ventas donde se dispone de 3 ejemplares a un precio de 50 €.

En anuncios que afirman localizarse en el País Vasco, es factible encontrar quienes vendan en 5 € cada ejemplar. No identifican la raza, aunque por las imágenes parecen ser de pelo corto, de diversos colores y sin un patrón definido.

En lugares en Barcelona, particulares solicitan precios alrededor de los 50 €. Algunos incluyen los utensilios que suelen requerir estos animales. Aunque es factible encontrar precios de 30 € en individuos con poco tiempo de haber sido destetados.

Según los precios que se han visualizado en algunos criaderos en Castellón, cada cobaya puede costar alrededor de los 60 €. La diferencia es que en estos sitios suelen ofrecer diferentes garantías respecto a la ascendencia de los animales que han cruzado para llegar a las cobayas que vende. Por otra parte, suelen tener una oferta más amplia de las razas, de acuerdo a colores, tamaño del pelaje, entre otras características.

Muchas incluyen servicios de envío a la respectiva zona o a todo el país.

De manera muy general, al revisar diversas publicaciones en referencia a la venta de cobayas, así como las granjas de crianza, etc., encontrarás que los precios varían en promedios de 10 € hasta los 80 €.

Lo más recomendables es utilizar los canales de venta de tiendas especializadas en animales exóticos, así como los sitios profesionales donde se lleva a cabo el proceso completo de criarlos. Por lo general, estos son los sitios donde podrás encontrar mejores opciones de salud, antecedentes y cuidados.

En todo caso, siempre recuerda que debes verificar que se tengan los criterios y protocolos de prevención en estos hermosos mamíferos. Esto no cambia la regla de oro tras tener la cobaya contigo, acudir cuanto antes al veterinario para hacerle una revisión completa. Así podrás saber con certeza cuál es su condición, datos para su cuidado, e incluso puedes tener la sorpresa que tu mascota está en la dulce espera de cobayitas, por lo que tendrías que prepararte para el embarazo, el parto y el posparto. Es un proceso hermoso, pero que requiere atención y consideraciones específicas.

0 Comentarios

Deja un Comentario