El tibetan terrier es el perro perfecto para adoptar en familia, es juguetón, cariñoso, inteligente y con un gran nivel de atención, participa en juegos y adora a sus amos.

Su apariencia es muy llamativa, encantando a todos con su largo pelaje y su expresión amistosa. El tibetan terrier es un perro muy hermoso. Si estás buscando una raza de perros con grandes cualidades, debes considerar esta, en este post condensamos la información más relevante acerca del tibetan terrier, sigue leyendo.

Características del tibetan terrier

 
Se trata de un perro entre pequeño y mediano. Su altura a la cruz ronda los 40 cm y pesan unos 10 kg. Tienen una postura muy elegante, debido a su cuerpo compacto y bien proporcionado. La cabeza tiene una gran estructura, luce cuadrada, los ojos son grandes, separados y oscuros, lo cual le proporciona una gran expresión.
Lo que más resalta en el tibetan terrier es el pelaje, largo y tupido. Los pelos largos y bien cuidados le aportan una apariencia elegante y sofisticada. El color del pelaje puede ser negro, blanco o gris y estos tres tonos se pueden combinar en ejemplares bicolor o tricolor. El estándar de la raza no acepta los tonos castaños o chocolate.
En cuanto al temperamento, el tibetan terrier tiene muy buen carácter, siempre está de buen humor, atento a sus amos y dispuesto a jugar. Es de naturaleza tranquila, no suele ponerse agresivo en situaciones normales. Por ello, es ideal para familias con niños, a los cuales hay que enseñarles que no deben tironearle de los pelos y todo irá bien.
Con respecto a la salud, en general son muy saludables, con una pequeña predisposición a sufrir de displasia de cadera o luxación de rótula, para lo cual hay que hacerlos examinar por el veterinario.

 

Cuidados del tibetan terrier

Para que el perro esté saludable y bien atendido, hay que observar algunas actividades:

  • Es necesario sacarlo al exterior para que se ejercite, esto puede ser una media hora en las mañanas y otra media hora en las tardes. Esto será suficiente para que el tibetan terrier mantenga su peso y drene su ímpetu.
  • El cepillado debe ser cada dos días, para que el pelaje se mantenga en óptimas condiciones. Para ello, es necesario aplicarle algún producto especial de manera que el desenredado se facilite, luego se le pasa el cepillo de arriba hacia abajo, por todo el cuerpo.
  • Se debe cepillar antes de bañarlo, ya que si no se hace el pelo se enredará más todavía, y será más difícil el desenredo.
  • El baño del tibetan terrier debe ser con agua tibia y un champú hidratante aconsejado por su veterinario. Lo mejor es bañarlo cada dos semanas. Se debe humedecer con cuidado el pelaje, de manera que las hebras no se enreden y se le aplica el producto, luego de frotar se enjuaga con abundante agua. Para secarlo es bueno emplear un secador de mano en temperatura media.
  • Los dientes hay que cepillarlos por lo menos dos veces a la semana, esto es principalmente para cuidar las encías de la temida gingivitis.
  • Las uñas deben ser cortadas con frecuencia, los oídos y los ojos se deben revisar y limpiar antes de cada baño. Todo esto mantendrá al perro prolijo y con buena apariencia.
  • El pelo se le puede cortar, pero siempre por un profesional para que respete la forma y la apariencia característica del tibetan terrier. La apariencia característica es el pelaje largo, pero si sus dueños lo requieren se puede recortar para mayor comodidad y para que el perro esté más fresco.

Entrenamiento del tibetan terrier

Los tibetan terrier son perros inteligentes y alertas, lo que indica que son fáciles de entrenar. Además, tienen buena disposición de aprender, por lo que vale la pena el esfuerzo y tiempo invertido en enseñarle hábitos y trucos, veamos:

  • Lo principal es tener presente que esta raza responde muy bien a la rutina, por lo que es fundamental el establecimiento de horarios y hacer las cosas siempre igual, de manera que este rasgo de su personalidad juegue a nuestro favor.
  • Desde cachorro hay que establecer normas de conducta, de esta manera será más fácil que se las aprenda. Es importante que socialice con extraños, otros perros y otras mascotas.
  • Debe aprender a reconocer los distintos tonos de voz de sus cuidadores, para ello hay que darle órdenes diversas, haciendo énfasis en la entonación y la energía de cada frase.

Educación y hábitos del tibetan terrier

  • Se debe establecer un sitio para que duerma, una cama de la cual pueda salir y entrar por sí mismo. Este lugar no debe ser cambiado a menos que sea indispensable.
  • El lugar para el tazón de comida también debe ser el mismo siempre. Para ello se debe elegir un lugar idóneo y ofrecerle el alimento con horarios fijos. El agua debe estar al lado de la comida.
  • Media hora después de comer, se le debe dar un paseo para que haga sus deposiciones, se debe llevar al mismo lugar y a la misma hora, así estará condicionado a hacerlo de manera automática.
  • Si se le va a establecer un sitio para defecar y orinar dentro de la casa, es necesario un periodo de educación para que siempre lo haga en el mismo sitio. Es importante colocar un papel absorbente para proteger el área y llevar al tibetan terrier al sitio después de comer.

Consejos para adoptar a un tibetan terrier

  • El control veterinario es muy importante, a pesar de ser una raza de perros muy sana. Es el veterinario quien te ayudará con el control de pulgas y garrapatas que pueden ser muy molestas para estos perros.
  • La disciplina con cariño es lo más importante para mantener la conducta del tibetan terrier o de cualquier otro perro. Es muy importante ser firmes.
  • La conexión del perro con sus amos es muy positiva y aporta un apoyo emocional que traerá muchos beneficios. Disfruta de tu perro, ámalo y déjate amar, para que se hagan lazos fuertes. Espero que este post haya sido de tu agrado.

Tambien te puede interesar…

Qué decoración navideña es compatible con tener mascotas
Qué regalar a tu mascota esta Navidad

0 Comentarios

Deja un Comentario