El proceso de dentición de los perros es similar a la de los seres humanos y a la de la mayoría de los mamíferos, en la cual, existen una dentición provisional y una permanente, que cumplen funciones específicas en cada etapa.

Como dueños de perros, debemos estar informados de todos estos aspectos para que podamos ayudar a nuestra mascota a atravesar este proceso con comodidad y bienestar.

Si te interesa saber ¿a qué edad cambian los dientes los perros? Sigue leyendo, aquí te lo diremos.

¿Cuándo le empiezan a salir los dientes a los perros?

Antes de decir cuándo le empiezan a salir los dientes a los perros, vamos a describir los dos tipos de dentaduras que tienen estos animales:

Dentadura provisional

También llamada dentadura de leche o dientes de leche. Cuando un cachorro de perro nace, el tamaño de su mandíbula no le permite albergar los dientes definitivos, los que necesita para su desarrollo como adulto.

Es por eso que unas 2 semanas después de nacer, les sale a los perros una dentadura provisional, con menos piezas y menos tamaño que la que tendrán más adelante. Esta dentadura se cae a los 4 meses de vida aproximadamente.

Dentadura definitiva

Cuando el cachorro crece lo suficiente, y ya tiene una mandíbula de un tamaño parecido al de un adulto, entonces le salen los dientes definitivos.

Los dientes definitivos son más grandes, más numerosos y mejor preparados para cortar carne. Estos dientes salen a las 16 semanas aproximadamente, para sustituir a los dientes de leche.

Entonces, ya sabemos cuándo les salen los dientes a los perros, los provisionales a las 2 semanas y los definitivos a las 16 semanas de vida.

¿Qué síntomas aparecen cuando les cambian los dientes a los perros?

El proceso de dentición produce algunas molestias en los cachorros, los dueños o cuidadores deben estar atentos a las señales para que puedan tomar las medidas adecuadas, veamos cuales son:

  • Dolor. La erupción de los dientes rompe las encías y esto le produce dolor al cachorro.
  • Picor. Cuando los dientes comienzan su movimiento dentro de la encía, esta se irrita y produce mucho picor. Esto es lo que causa las ganas excesivas de morder que muestra el cachorro en esa época.
  • Inflamación. Las encías pueden llegar a inflamarse debido a toda la congestión que experimentan. Si las observas, puedes ver que lucen abultadas y enrojecidas.
  • Aumento de la temperatura. En algunos casos, el cachorro puede experimentar un aumento de la temperatura corporal, pero sin llegar a ser fiebre. Esto es una reacción natural del organismo debido a la congestión bucal.
  • Sangrado. No es muy común, pero en algunas ocasiones las encías del cachorro podrían sangrar levemente.
  • Falta de apetito. En algunas ocasiones si el dolor y el picor son muy intensos, el cachorro no comerá tanto como solía hacerlo, ya que las molestias lo desalentarán.

dientes de perro¿Qué hacen los perros cuando se le caen los dientes?

La primera dentición, es decir, la que ocurre a las dos semanas de nacidos no les produce muchos síntomas, ya que se trata de piezas dentales muy pequeñas y sin filo. Cuando aparecen estos dientes de leche, los cachorros todavía están siendo amamantados, lo que les permite rascarse las encías mientras lo hacen.

Cuando los dientes comienzan a caerse y a salir los definitivos, los perros experimentan muchas molestias, para aliviarse, hacen lo siguiente:

  • Morder. Los cachorros tienden a morder los muebles, objetos de goma, objetos de madera o cualquier elemento que le ofrezca alivio. Las mordeduras los ayudan a asentar los dientes nuevos en su lugar y pueden acelerar la completa salida de las piezas dentales.
  • Rascarse. También pueden frotarse las encías con juguetes, pedazos de tela, las patas de los muebles y objetos similares.
  • Mal humor. El cachorro puede ponerse “gruñón”, por la frustración de no saber cómo calmarse.

Alimentos para perros que están cambiando de dientes

La alimentación de un cachorro, que está cambiando los dientes, debe modificarse para ayudarlo en el proceso de dentición y aliviarlo de sus molestias. Veamos algunas ideas:

  • Humedecer el pienso con un poco de agua, de manera que se afloje y sea más fácil masticarlo. Es importante que no se exagere con la humedad porque puede perder sabor o ser desagradable para el perro.
  • Congelar unas zanahorias cortadas en bastones y ofrecerlas cuando haya mayores molestias. El frío adormecerá las encías y le ofrecerá un alivio temporal.
  • Los alimentos que están diseñados para que el cachorro muerda, como los huesos preparados o las croquetas rígidas, ayudan al perro a desprenderse más rápidamente de los dientes de leche. Es bueno que se le ofrezca este tipo de producto, ya que, además, lo calman.
  • La fresa es una de las frutas que lo perros disfrutan y está permitido que las coman en pequeñas cantidades. Es buena idea congelar algunas y ofrecerlas al cachorro cuando esté muy molesto.

Consejos para calmar al cachorro en la dentición

  • Es importante que siempre se le ofrezca un juguete para morder, de esa manera se evita que muerda los muebles o a las personas. En el mercado hay juguetes especialmente diseñados con este fin, busca alguno que le guste y mantenlo cerca del perro.
  • Es importante no darle un objeto cualquiera para que muerda, ya que podría ser tóxico o desprender astillas o fibras que dañen al cachorro.
  • Vigila la temperatura del cachorro, si le aumenta un poco, busca refrescarlo con bolsas de hielo o toallas húmedas. Es aconsejable que consultes con un veterinario.
  • Existen en el mercado, algunas pomadas o lociones con efecto calmante, que están formuladas para las encías de los cachorros en dentición. Consulta con el veterinario antes de aplicársela y, si es el caso, hazlo según sus indicaciones.
  • Adapta su alimentación para que no deje de comer y no se debilite, los cachorros en crecimiento deben nutrirse bien siempre.

Lo más importante es que el cachorro transite por el proceso de dentición de forma adecuada, y obtenga una dentadura sana y fuerte que le permita alimentarse de manera óptima.

 

0 Comentarios

Deja un Comentario