Un pequeño peludo en casa es una de las mayores alegrías que puedas disfrutar. Es un amor constante que solo quiere tu cariño. Y como un pequeño animalito está bajo tu responsabilidad, lo que requiere atención para varias tareas como dormir al cachorro toda la noche.

Para los perritos llegar a un entorno nuevo, sobre todo si ha sido separado hace poco tiempo de la compañía de sus hermanos y su madre, representa algo inquietante. Así que se puede ver que se asusta, se muestra nervioso y busca un sitio seguro donde se pueda cobijar.

Una manera de mostrar su estado es chillar o quejarse, por lo que dormir las primeras noches puede ser todo un reto. Hay varias claves que debes conocer para superar este problema y desde aquí las tienes disponibles.

Las primeras atenciones para un cachorro

Un cachorro necesita tener buenas condiciones para poder habituarse a un nuevo lugar. En algunos casos va a tomar más tiempo, incluso alguno puede llevarle hasta un mes para adaptarse a un nuevo hogar. Lo importante es hacer lo posible para que desde que llegue se sienta cómodo y tranquilo.

Algo que un nuevo miembro de la familia necesita es un espacio tranquilo. Es muy normal que todos en casa quieran darle la bienvenida entre besos, abrazos y caricias. Pero lo cierto es que esto puede darle algo de ansiedad.

Ahora bien, antes de lloverlo a casa hay que designar un sitio donde ponerle una cama, por donde, de preferencia no circulen muchas personas, ni haya mucho ruido. La idea es que pueda recostarse y relajarse. En esta tarea te va a resultar muy útil tener alguna manta o pieza de ropa de su nido original, en el que esté el olor de la madre, así se sentirá más tranquilo y seguro.

Los perros son animales enérgicos, necesitan actividad, por lo que antes de llevarlo a dormir, siempre es deseable y hasta necesario que se le haga tener mucha actividad. Esto se puede lograr con juegos, retos, si hay espacios abiertos, que corra cuanto sea posible, de acuerdo a sus características. Con ello estará cansado y dispuesto más al descanso. De hecho, la biología de los canes los predispone al sueño nocturno.

Los cachorros son más propensos a eliminar desechos, por lo que algo que lo puede mantener despierto es tener ganas de ir al baño, pero no querer ensuciar el sitio donde está. Por lo tanto, no hay que olvidar que haga sus necesidades, tantas veces como sea posible.

Nunca está de más mencionar que es necesario estar seguro que comido bien durante el día, al igual que es necesario que esté correctamente hidratado. Estos cuidados deben hacerse al menos una medio hora antes de ir a la cama, pero es indispensable. Un perro deshidratado estará intranquilo y por supuesto será más difícil que duerma.

Como ayudar a un cachorro toda la noche

Hay muchas dudas sobre las primeras noches con un cachorro en el hogar. Una opción fácil es llevarlo a dormir a tu cama, allí se sentirá caliente, y muy probablemente seguro, pero entonces será un camino más difícil a que se acostumbre a dormir en su propio espacio y a estar solo cuando sea necesario.

Sin embargo, se puede hacer algo intermedio. Todo depende de lo pequeño que esté. Si es demasiado cachorro es preferible que se sienta bien acompañado. Una alternativa es colocar la cama del perro en tu propia habitación, hacer que se sienta cálido y cómodo, acariciarlo hasta que esté totalmente relajado en su propia cama. Es posible que al principio le cueste dormir, pero sentirá menos ansiedad si percibe que tiene compañía.

Algunas veces se necesitará que le pongas una buena manta o algo que le tenga en temperatura adecuada.

Ya se mencionó darle algo con el olor que lo tranquiliza, también puedes colocar algún juguete u objeto que pueda morder. Esto funciona como un elemento que lo ayudará a relajarse.

Algo que no es recomedle es mantenerlo lejos en las noches. Incluso si está tranquilo el cachorro puede ser curioso, querrá explorar su nuevo territorio, así que es preferible que esté muy cerca, incluso si se puede dejar una luz no muy brillante encendida seria de ayuda. Este tipo de estrategias se podrán dejar de hacer con el tiempo.

La mayor es clave es tener paciencia. Un cachorro es muy vulnerable, gritarle o actuar de un modo similar no lo va a tranquilizar.

Qué más puedes hacer para que tu cachorro duerma toda la noche

Los animales son seres de costumbres, se adaptan a las rutinas, los estímulos y la disciplina. Eso empieza desde las primeras semanas de vida. Así que lo mejor es crear una serie de costumbres que al finalizar el perro capte que llegó el momento de dormir.

Esto también significa que en el hogar los sonidos y la actividad sea adecuada para que pueda dormir. Es decir, si hay mucho ruido, luces, actividad, es muy poco probable que el cachorro cierre los ojos a menos que de verdad esté muy agotados.

La inquietud en los cachorros debe desaparecer en una semana. Si se prolonga más tiempo, y el perro sigue intranquilo es mejor no darle más atención, ya que lo que se estaría reforzando una mala costumbre de recibir constante compañía en las horas de sueño.

Hay que tener en cuenta que el cachorro necesita ser educado, y parte de ella es aceptar que debe dormir bajo ciertas condiciones.

En algunos casos, los perros pueden ser sobrealimentados lo que afecta su ciclo de sueño. Así que es necesario restringir la cantidad de alimento que tenga a disposición el cachorro.

Hay que vigilar la temperatura ya que de acuerdo al tipo de raza y la etapa del año requiere modificar su cama para evitar que sufra de excesos, ya sea de calor o frio.

Por otra parte, es necesario cuidar el sueño del cachorro. Despertarlo antes de tiempo o fuera de hora lo afectará, por lo que es necesario tener reglas claras para todas las personas en la casa, sobre todo los niños para dejarle dormir sin interrumpirlo.

0 Comentarios

Deja un Comentario