Cuando tenemos al frente un gran danés y queremos saber si es de raza pura, lo que debemos hacer es verificar todas sus características.

Existe algo que se llama “estándar de raza”, que incluye unas características que debe cumplir el ejemplar para ser considerado en esa raza. Por lo general, las medidas de talla y peso están representadas en rangos. Otras características muy específicas, el perro debe cumplirlas, si no es así, se considera que está mezclado con otra raza y, por lo tanto, no es puro.

El gran danés es un perro con muchas virtudes, entre ellas se destaca su carácter apacible, uno de sus apodos es el “gigante gentil” por su temperamento amable. Su facilidad para conectarse con sus cuidadores lo hace muy buscado como mascota. Además, el gran danés es un perro fácil de cuidar, es muy saludable, no requiere demasiado ejercicio y su pelaje, al ser corto, no requiere mayores atenciones.

Si quieres comprobar que un determinado ejemplar de perro es un gran danés puro, en este post te decimos cómo verificarlo, sigue leyendo.

Características del gran danés

El gran danés es un perro grande, imponente, tiene mucha presencia y su cuerpo es bien estructurado y fuerte.

El tamaño varía entre machos y hembras. Los machos deben tener una altura a la cruz desde 80 cm hasta los 100 cm y las hembras de 72 cm hasta los 90 cm. La cruz es el punto más alto de los omoplatos, la medida se realiza desde la cruz hasta el suelo, con el perro parado en posición normal.

El estándar de la raza marca un rango de peso diferente para machos y hembras. Los machos deben pesar entre 65 Kg y 80 Kg, las hembras entre 50 Kg y 70 Kg.

La proporción del cuerpo del gran danés debe ser cuadrado y hay una manera de medirlo para comprobar eso. Además de la altura a la cruz, se debe medir al perro entre el esternón y la tuberosidad isquiática, entre las 2 medidas no debe haber una diferencia superior al 5% en los machos y 10% en las hembras.

El pelaje es corto y requiere muy poco aseo, el color del pelo puede ser: negro, leonado, azul negro o arlequín. Se aceptan 9 colores y 3 patrones para considerar al gran danés como puro.

Temperamento del gran danés

Gran DanésEl gran danés es un perro con un carácter dócil y cariñoso, en contraste con su apariencia. Es muy obediente, ya que tiene una alta conexión con su amo y, de manera natural, quiere complacerlo, es por ello que es muy fácil de amaestrar.

El gran danés es un excelente perro para familias con niños, debido a su buen carácter y su resistencia a los juegos de los pequeños. Sin embargo, siempre es bueno enseñarles a los niños a respetar y tratar bien al animal.

El gran danés tiene la apariencia perfecta para ser un perro guardián, ya que tiene un efecto disuasivo para los intrusos, pero debido a su carácter muy poco agresivo no es popular en esa labor. 

El gran danés puede convivir con otros perros en perfecta armonía, tanto de su misma raza como de otras razas. También puede criarse junto con otros animales, perfectamente.

El temperamento es una de las características más importantes que hay que evaluar si se quiere saber si un gran danés es puro.

Faltas al estándar de la raza gran danés

Las faltas al estándar son las características físicas que denotan que el ejemplar no es un gran danés puro. Algunas de las faltas más comunes son las siguientes:

  • Que la altura a la cruz o el peso no estén en el rango.
  • Que luzca muy torpe, tosco o burdo. El gran danés es muy agraciado en sus movimientos, no se mueve como un perro gigante, a pesar de serlo.
  • Que sea agresivo, que muerda por nervios, inseguro de sí mismo, miedoso. El carácter del gran danés es un sello distintivo de la raza y debe considerarse para determinar su pureza.
  • Si la caña nasal y el cráneo no están en paralelo, la cabeza tiene forma de cuña o forma de manzana, si el stop está poco desarrollado. La cabeza del gran danés tiene una forma característica bien definida, si el ejemplar no encaja en ellas se puede considerar una falta al estándar.
  • El color de los ojos es otra característica importante de la raza. Se considera una falta al estándar del gran danés que el ejemplar tenga los ojos claros, color ámbar, ojos de distinto color o mirada penetrante.
  • Se considera una falta grave al estándar la trufa de color hígado y la nariz partida, que tenga la mordida cruzada, que el ejemplar sea sordo, que sea albino, que tenga una mancha blanca en el cuello en forma de collar, que la cola esté doblada, que las patas tengan calcetas blancas.

Consejos para reconocer a un gran danés puro

Si quieres saber si un gran danés es puro, puedes seguir estas recomendaciones:

  • Tomar el ejemplar y medirlo: la altura a la cruz y entre el esternón y la tuberosidad isquiática, para comprobar la proporción. Es importante verificar que el perro ha terminado de crecer, en la raza gran danés eso ocurre alrededor de los 2 años de edad. Si el perro ha terminado su crecimiento se le puede comparar con el rango de medidas del estándar de la raza.
  • Otro aspecto importante, que si se sale del estándar descarta al ejemplar, es el color del pelaje y de los ojos. Se debe observar el color del ejemplar y comparar con los permitidos por el estándar. 
  • Existen otras características que hay que verificar como las formas y las proporciones de la cabeza, la posición de las orejas, la trufa, la mandíbula, la dentadura, la cola, etcétera. Todas estas características son importantes para determinar si el ejemplar que estamos evaluando es un gran danés puro.

El gran danés es un perro hermoso, digno de admiración, es importante mantenerlo puro, cruzándolo sólo con ejemplares de su misma raza.

0 Comentarios

Deja un Comentario