El brote de coronavirus ya ha llegado a España y muchos propietarios de mascotas se inquietan por el posible peligro que puede suponer el coronavirus en perros y otras mascotas.

Por ello, en este post queremos analizar este fenómeno y aclarar si es realmente peligroso para nuestros animales y qué medidas podemos tomar para evitarlo.

Coronavirus en perros: ¿es posible que se contagien?

Lo cierto es que, aunque el coronavirus (en otra versión) ya existiera como peligro para los perros, en forma de coronavorosis canina, el 2019-nCoV no se ha logrado aún determinar como una patología de la que los canes puedan suponer una fuente de propagación o como peligro para ellos; es decir, no hay evidencia alguna de que los animales domésticos puedan contraer esta enfermedad, ni de que sean una fuente de propagación de esta patología.

Sin embargo, y a pesar de la falta de garantías de la relación entre los perros y gatos con el coronavirus de Wuhan, lo más conveniente es que si el dueño de una mascota da positivo en esta enfermedad, procure no acercarse a los animales ni manipularlo sin una mascarilla, en busca de minimizar todo lo posible el riesgo de contagio del animal.

¿Y si mi mascota enferma y ha estado en contacto con una persona que contrajo el coronavirus?

En este caso, es fundamental llamar al veterinario y que sea este especialista quien determine el modo de proceder.

De todas formas, actúa con precaución y toma las medidas esenciales de prevención del coronavirus de China por si puede traspasarse a los humanos, aunque, como hemos comentado, aún no haya evidencias de ello.

Hasta que se le apliquen las pruebas pertinentes para conocer la naturaleza de la patología que sufren, se debe mantener al animal en una cuarentena similar a la que se someten los seres humanos que hayan contraído el coronavirus.

Ya hay una sospecha de coronavirus de Wuhan en un perro de Hong Kong

Aunque no esté confirmado como positivo real de coronavirus de China, las autoridades sanitarias de Hong Kong han anunciado un primer caso de mascota con este tipo de coronavirus más reciente.

No obstante, indican que el positivo es de un nivel muy bajo, por lo que lo consideran “débil positivo”, hasta que sea sometido a otro análisis más profundo.

Los expertos advierten de que este perro, de raza Pomerania, puede tener rastros de contaminación ambiental en su boca y nariz sin que haya desarrollado el virus, razón por la cual ha hecho saltar las alarmas, sin que realmente suponga ningún peligro para el perro.

En caso de confirmar que se trata de un positivo real de 2019-nCoV, podría tratarse de la primera mascota que contrae esta versión, lo que confirmaría que es posible darse este tipo de coronavirus en perros.

Las autoridades siguen sin determinar cuál fue el primer foco real del coronavirus de Wuhan, aunque sus sospechas apuntan a un murciélago.

Con el tiempo, se determinará si realmente es o no también un peligro para nuestras mascotas, por lo que en nuestra web seguiremos informando de ello.

 

Banner Content

0 Comments

Leave a Comment