Los perros son una gran compañía para el ser humano, nos inspiran a ser mejores, más generosos y más abiertos al cuidado y el afecto. De hecho, es muy común que las personas que empiezan a convivir con un peludo se descubren haciendo cosas que antes no habían pensado, así como a sentir emoción por cosas a las que antes no prestaban atención.

Recompensar a quien da solo amor, compañía y alegría es muy natural. Y además, en el caso de los caninos, hay mucho que podemos hacer por hacerles mejor la vida, aparte de alimentarlos y cuidarlos.

Entre las muchas cosas que disfruta un perro, y además necesita, es un espacio propio, donde se sienta cómodo, tranquilo y seguro. Por lo tanto qué mejor manera de darle algo especial a tu peludo amigo, que hacerle su propia casa para perro. Tal vez pienses que es mucho trabajo o es algo complicado ¡Tranquilo! Aquí te daremos muchos datos para hacer una casa de manera sencilla. [toc.]

Tal vez resulte obvio, pero lo primero que tienes que tomar en cuenta es el tamaño de tu perro. No es lo misma una casa para un braco alemán que para un yorkshire terrier. Debe permitirles ponerse en pie dentro y dar la vuelta con comodidad
También hay que considerar el tema del clima, seguro que en determinadas épocas del año no estará afuera, pero es importante considerarlo. Al igual que la lluvia o la nieve. Hay que analizar entonces usar materiales aislantes, así como materiales resistentes al agua.
Otro punto que no debes olvidar es que para que el frio del suelo no pase directamente al piso de la casa esta tener una base, que también evitará que al llover el agua entre por la puerta, para que el perrito es seco y calentito.
Hay varios tipos de materiales para hacer la casa, plástico, madera, etc., sin embargo es más protectora la madera, se puede tratar con elementos no tóxicos, y ayuda a mantener mejores condiciones. Considera usar madera de entre 1,5 a 2 centímetros de grosor.

 

Materiales para la casa de un perro

Algunos de los materiales que necesitaras para hacer la casa son:

  • Brocha
  • Tablones de madera
  • Destornillador
  • Barniz
  • Cola para madera
  • Impermeabilizador
  • Tornillos

Medidas para hacer la casa del perro

Como se mencionó, el tamaño de la casa depende del tamaño del perro por lo que al final ese es el criterio que debe prevalecer. Vamos a suministrar unas medidas para tener una noción.

La base se hace con cuatro listones de madera. Dos de unos 24 centímetros y los otros de 23,5 centímetros. Las más largas irán al frente y atrás, las otras serán laterales. El ancho como se dijo puede ser 1,5 centímetros, en tanto que el alto de 4 centímetros. Si el sitio donde va a estar la casa es muy húmedo, llueve mucho puedes pensar en una altura mayor. Estos cuatro listones se deben atornillar con dos tornillos galvanizados por lado. Quedando un rectángulo firme sobre el que irá el resto de la casa.

En un papel haz el dibujo de la casa. Se trata de dos paredes laterales, el ancho y el frente, además, las dos hojas para el techo y el piso. Además hay que considerar ocho listones de madera. Cuatro de ellos serán soportes internos de las paredes y los otro cuatro de soporte en el techo.

Construir la casa para el perro

El techo es preferible hacerlo inclinado, ya sea de un lado o a dos aguas. Para ello el corte del frente y de la parte posterior debe tener la forma de un cuadrado con un triángulo en la parte superior. De esta manera se colocaran las láminas para el techo en declive. No olvides incluir en el diseño la puerta.

La medida del ancho de las paredes debe acoplarse al exterior de la base. En el alto debe ser la misma, excepto el frente y el fondo, que deben tener unos 12 centímetros más en la sección similar a un triángulo, siempre en referencia a tu perro.

Ahora una vez que tengas el diseño, consigue la madera y de preferencia haz que la corten allí mismo, sobre todo si no posees una sierra o una herramienta para cortar con precisión.

El piso debe ser cortado de la medida que quede la base. Allí se atornillará en las cuatros esquinas. Un dato para atornillar sin dañar la madera es taladrar con la mecha adecuada, así quedará la muesca adecuada. Sigue este consejo para todos los agujeros que hay que hacer.

A cada pared se le debe atornillar dos listones en cada extremo a lo ancho. Cada listón debe ser un centímetro hacia abajo para que al colocarlo sobre el piso se apoyen los listones hacia el interior y las paredes hacia el exterior. Se deben colocar un tornillo cada 8 a 10 centímetros. Con eso quedaran fijas las paredes y en cada esquina del piso los listones harán las veces de cuatro pilares o columnas.

Luego procede con el frente y el fondo. Cada una de estas partes se atornillará a los listones y al piso por el lado de afuera.

Las láminas del techo deben ser más largas para que sobresalgan por los lados y no escurra agua o nieve directo a las paredes. Antes de colocar cada lamina del techo, por el lado interior, coloca un listón en cada lado del triángulo del frente y el posterior, completando cuatro listones. Para colocar cada lámina inclinada la atornillarás también guardando una distancia similar.

Revisión de la casa

Verifica que toda la estructura quede firme y estable. En el techo, los bordes de las láminas del techo pueden quedar en ángulo abierto, pero se puede colocar un listón arriba con las medidas y proporciones del espacio en el techo. Luego para impermeabilizarlo, y evitar que se cuele el agua, hay varias opciones. Entre ellas está el papel alquitranado, pinturas asfálticas no tóxicas, cartón asfáltico.

Una vez que hayas protegido el techo con alguno de estos materiales, si deseas que quede más llamativa y vistosa, puedes agregarle tejas o algún sucedáneo. Hay modelos que solo requieren ser atornillados, además de su imagen elegante, también es un protector contra las condiciones climáticas.

Detalles para mejorar la casa del perro

Una vez terminada esa parte, puedes agregarle más detalles, por ejemplo pintarla con sustancias no tóxicas, que sea resistente a la humedad y la lluvia.

Puede colocarle una cesta, manta, o algún otro accesorio para que se sienta más cómodo el perro. De preferencia que sea fácil de remover, ya que muy probablemente lo tendrás que lavar o cambiar a menudo, debido a que es casi seguro que se ensucie con facilidad.

Con todos estos datos ya puedes iniciar para hacer un gran lugar para tu perrito.

 

0 Comentarios

Deja un Comentario