Características del caracol | Tipos, Alimentación

Caracoles

Características del caracol

Este animal tiene una infinidad de detalles de gran interés, se les puede hallar en casi todos los continentes del globo terráqueo, es más antiguo que la humanidad misma, ya que era el plato favorito de los romanos en su época. Lleva encima de sí mismo su casa de reguardo, que lo conocemos como la concha o cascaron donde su composición está hecha de calcio en esencia.

    Características de los caracoles según su tipología

    Existen diversas tipologías de caracoles que, de acuerdo a ellas, podrán procrearse, alimentarse, desarrollarse en su entorno, aprender conductas de sobrevivencia, entre otras tantas actitudes propias de su especie.

    • Caracoles de tierra: son ampliamente conocidos por la humanidad, su hábitat son los jardines, sembradíos, entre otras tantas áreas verdes, sus nombres son bien particulares, se mencionan algunos a continuación: otala punctata; helix pomatia; rumina decollata; achatina fulica; helix aspersa, entre otras más.
    • Caracoles de agua dulce: suelen hallarse en lagos, ríos, lagunas, también están los de acuario, que se usan como mascota. Es importante conocer algunas de ellas para saber cuáles son las apropiadas para domesticar: henrigirardia wienini; potamopyrgus antipodarum; bythinella batalleri; pomacea canaliculata, entre otros moluscos.
    • Caracoles marinos: esta gama de moluscos se encuentra en mares y demás zonas acuáticas donde predomine el agua salada, se usan en diversas gastronomías a nivel mundial, e incluso hay uno molusco marino que es venenoso donde dicha sustancia se prepara para elaborar fármacos. Por tal razón es vital conocerlos y así estar atentos si te encuentras a alguno en una playa: littorina littorea; conus magus; haliotis geigeri; patella vulgata; buccinum undatum y otras tipologías marinas.

    Características de los caracoles según su alimentación

    En el amplio universo de estos moluscos gasterópodos podemos encontrarnos diversidad en la alimentación de los caracoles, Lo común en todas estas especies, es que tiene que buscar su fuente de calcio para el fortalecimiento de sus caparazones, a continuación, se mencionan los tipos de caracoles, según lo que comen:

    • Omnívoros: estos tienen la particularidad de una dieta mixta entre plantas y carnes de otras especies similares a ellas u otros moluscos. Siempre va a predominar su lado carnívoro sobre el herbívoro; por tal razón hay que estar alerta de no criar estos caracoles con otras especies de distintos elementos en su dieta.
    • Detrívoros: los elementos en su alimentación se basan en detritos que pueden encontrarse en el suelo, restos sólidos; además de cualquier desecho orgánico como animales, plantas muertas, entre otros.
    • Herbívoros: en esta dieta a base de plantas, es donde predomina la mayor parte de estos moluscos gasterópodos. Pueden alimentarse de diversas partes de una planta viva como lo son los tallos y hojas, por otra parte, distintas frutas, hongos, corteza de árboles, etcétera.
    • Carnívoros: los caracoles carnívoros, son usados principalmente para el control de plagas en zonas agrícolas, donde los caracoles herbívoros son un problema. Además de comer otros similares a él, también encontrarás en su dieta babosas y lombrices.

    Características reproductivas de los caracoles

    Estos gasterópodos tienen algunos rasgos bien particulares para su proceso reproductivo, que se mencionan a continuación:

    • Son una especie hermafrodita, poseen ambos órganos reproductivos.
    • Su condición de poseer ambos aparatos de reproducción, no les da la capacidad de auto fecundarse, siempre van a necesitar de un similar para poder procrear.
    • Antes de la copulación, es necesario un cortejo entre los caracoles, donde se pueden acariciar con sus tentáculos en incluso para activar el apareamiento, el más maduro sexualmente lanza el “dardo del amor”, este proceso puede durar entre 3 y 11 horas.
    • La fecundación con el líquido seminal puede ser bidireccional, entre ambos caracoles o tener un solo receptor.
    • El caracol puede guardar en su interior el semen de otras parejas, y usarlo cuando lo considere necesario.
    • El apareamiento puede ocurrir una vez al mes, dependiendo de ciertas estaciones del año, ya que el entorno y la capacidad anatómica del animal va a influir para que esto ocurra.
    • Pueden colocar más de cien huevos a varios días de la copulación.
    • La eclosión de los huevos va variar dependiendo de las condiciones en las que se haya dado la fecundación de los óvulos, calidad del nido, raza del caracol, entre otros.

    Características generales de los caracoles

    • Las dimensiones de su caparazón es reflejo de la edad del caracol.
    • El órgano conocido como rádula puede ayudar a identificar a qué raza pertenece un caracol.
    • Los caracoles de tierra no mastican, sino que rasgan el alimento a consumir.
    • Las conchas de estos moluscos están compuestas por carbonato de calcio.
    • De acuerdo a la especie que sea este molusco, puede afectar sembradíos, ser portadores de enfermedades, por ello es de vital importancia conocerlos para tomar medidas al respecto.
    • Cuando los caracoles terrestres desean resguardarse debido a las condiciones climáticas ellos sellan su caparazón con parte de su baba llamada epigrafma; mientas que los caracoles marinos lo hacen con el opérculo, el cual también cumple la misma función.
    • Aunque se cree que todas las especies de estos moluscos son hermafroditas, hay excepciones a esta norma, donde cada caracol tiene sus cualidades de femenino y masculino por separado.
    • Las expectativas de vida de un caracol varían en función si se encuentran en entornos salvajes, silvestres, pueden durar entre 3 y 6 años de edad. En cautiverio este animal es más longevo, se conoce de especies que han durado un poco más de 14 años.
    • La condición de moluscos en esta especie viene dada a que no posee estructura ósea en su interior, es decir un esqueleto como otros animales.
    • Los caracoles recién nacidos se comen su propia cáscara de donde nacieron y si tiene otros huevos que aún no han eclosionado, también le servirá de alimento.

    Se espera que el presente artículo haya sido de su agrado, el mundo de estos moluscos gasterópodos es infinito. Sus diferencias según entorno y alimentación son muy importantes, ya que, si se desea tener a un caracol de mascota, será necesario saber cuál raza escoger y así darle una calidad de vida en su acuario.

    Caracoles

    12