Las asteroideas o estrellas de mar son una clase que agrupa a cerca de 1900 especies con algunas diferencias en su reproducción, sin embargo, hay características que se repiten en la mayoría de las especies.

Estos seres, que llaman mucho la atención debido a su forma particular y a sus vivos colores, tienen dos maneras de reproducirse, la sexual y la asexual. Si te interesa conocer cómo se reproducen las estrellas de mar, sigue leyendo, que aquí, en este post, te lo contamos todo.

Reproducción sexual de las estrellas de mar

Las estrellas de mar son ovíparas, es decir, se reproducen por medio de huevos, sin embargo, no todas las especies lo hacen de igual manera.

La mayoría de las especies tienen fecundación externa y, por lo tanto, no existe cópula. El macho y la hembra se estimulan uno al otro, hasta que expulsan cada uno el óvulo y el espermatozoide, respectivamente y la fecundación ocurre en el agua, formando una gran cantidad de huevos. Al eclosionar salen las larvas que tienen una simetría bilateral y nadan a la deriva esparciéndose por el océano.

En algunas oportunidades, en la época de apareamiento, las estrellas de mar se reúnen en grupos para hacer una fecundación grupal. Para ello, se estimulan unas a otras y tanto hembras como machos expulsan sus óvulos y espermatozoides, fecundándose externamente.

Algunas especies tienen una especie de incubadora sobre el cuerpo y, en lugar de dejar los huevos en el mar, los cargan sobre sí mismos. También hay especies que sí tienen cópula y fecundación interna. Hay unas especies muy raras que son vivíparas, es decir, la cría se gesta en las gónadas de sus padres y salen con simetría pentámera, no pasan por el estado larvario.

No es la mayoría, pero hay especies que son hermafroditas simultaneas, esto significa que tienen el papel tanto de macho como de hembra, al mismo tiempo. Otras especies cambian de sexo a lo largo de su ciclo vital, por ejemplo, mientras son jóvenes son machos y a medida que envejecen pasan a hembra.

Reproducción asexual de las estrellas de mar

Existe un mito popular, que dice que las estrellas de mar se reproducen seccionándose y regenerando las partes del cuerpo faltantes. Esto es cierto, en parte, y constituye la reproducción asexual de las estrellas de mar.

Lo primero que hay que aclarar es que el proceso de desprendimiento de uno o varios brazos y posterior regeneración se llama autonomía y las estrellas de mar la utilizan como mecanismo de defensa, ya que pueden soltar el brazo que atrapó el depredador o también lo pueden hacer como estrategia de distracción. Este proceso también ocurre en caso de accidente, en que el brazo quede muy maltratado.

El proceso de autonomía es desgastante para la estrella de mar, dependiendo del tamaño del cuerpo a regenerar, puede tomar meses realizar el proceso completo.

Ahora bien, ciertamente si la estrella queda seccionada en dos partes y cada una se regenera, entonces se trata de una manera de reproducirse, porque darían lugar a dos estrellas de mar completas a partir de una. Esto ocurre de esa manera si el brazo desprendido queda por lo menos con la quinta parte del disco central, que en este caso se llama fisión.

En los casos en que la estrella pierde parte de uno de sus brazos, pero nada del disco central, solo se regenera el brazo faltante.

Curiosidades de la reproducción de las estrellas de mar

Las estrellas de mar viven en el fondo del mar, aunque muchas veces las vemos en aguas poco profundas, lo cierto es que muchos de los procesos que constituyen su ciclo de vida ocurren en el fondo del océano, debido a eso hay muchos detalles que se desconocen, pero otros sí, algunos de los cuales son muy curiosos, veamos:

  • La reproducción de las estrellas de mar comienza con la ubicación de machos y hembras, para eso cada individuo realiza una búsqueda de otro individuo de sexo opuesto. Para eso, siguen el rastro de hormonas y otras sustancias químicas que van dejando atrás cada una.
  • Las estrellas de mar requieren de unas condiciones específicas para reproducirse, básicamente ambiente cálido y marea alta. Si están presentes estas condiciones, entonces se dedican a buscar una pareja para reproducirse.
  • Cuando se estimulan, frotándose y entrelazando sus brazos, ocurre la liberación de gametos de manera sincronizada, es decir, al mismo tiempo y es así cómo es posible que se fecunden externamente.
  • Las cópulas grupales se llaman “agregaciones de desove” y casi todas las especies las realizan, en algunas los grupos son más grandes que en otras.
  • Este tipo de apareamiento se llama pseudocópula, ya que existe contacto, el cual es necesario para la fecundación, pero no penetración.
  • En la mayoría de las especies no existe embarazo ni cuido de las crías, los embriones se forman en el agua, se forman las larvas y quedan a la deriva hasta que se van al fondo del mar.
  • Algunas especies llevan a los embriones sobre el cuerpo, durante algún tiempo, luego en la fase larvaria se van al fondo del mar.
  • La metamorfosis mediante la cual las larvas se convierten en estrellas de mar ocurre en el fondo del mar.
  • Algunas especies de estrellas de mar no pasan por el estado larvario, sino que los embriones se desarrollan y llegan a la etapa juvenil, en la cual tienen la misma forma de la estrella de mar adulta pero mucho más pequeñas e infértiles.
  • Las primeras etapas de la vida de la estrella de mar son muy rápidas, de cigoto a embrión son apenas unos minutos, de embrión a larvas son unas horas y en estado larvario pasan unos días que en algunos casos pueden llegar a semanas.

Como ves, la reproducción de las estrellas de mar es muy interesante y particular, llena de datos fuera de lo común. Conocer a las especies habitantes de la tierra es una excelente vía para que las conservemos apropiadamente. Espero que hayas disfrutado el post.

 

0 Comentarios

Deja un Comentario