Muchas personas se preguntarán si deben desparasitar a su gato. La respuesta es afirmativa. Para que nuestro gato tenga una vida más tranquila y saludable, lo mejor será desparasitarlo periódicamente. Además, los gatos pueden sufrir parásitos durante mucho tiempo y no mostrar ningún síntoma en el corto-medio plazo, por lo que en el caso de estos animales la prevención es un aspecto fundamental. La desparasitacion en gatos debe ser tenida siempre en cuenta.

Cuándo desparasitar a un gato

Todas las mascotas deben ser desparasitadas regularmente. En el caso de los gatos, lo más aconsejable es comenzar a desparasitarlos desde que son pequeños, ya que además hay algunos parásitos que pueden afectar a su crecimiento gravemente.

Los tratamientos de desparasitación de gatos son seguros, sencillos y no causan molestias. Aunque actualmente se pueden encontrar diferentes tipos de desparasitación, lo mejor es consultar a un veterinario para que nos aconseje sobre los períodos y las formas de desparasitación.

Tipos de parásitos

Los tipos de parásitos se clasifican en dos en función del lugar donde se ubiquen. En este sentido, existen tanto parásitos internos como parásitos externos.

Los parásitos internos se encuentran en el interior del cuerpo del gato, principalmente en el intestino, aunque también se pueden localizar en el corazón y en los pulmones, entre otros órganos. Los más comunes son los protozoos y los gusanos intestinales.

Los parásitos externos, también conocidos como ectoparásitos, viven en el exterior de los animales, sobre la piel, el pelo o las orejas. Los más comunes son las pulgas, que resultan especialmente molestas para los gatos, pero también son frecuentes los ácaros, que pueden producir sarna, las garrapatas y los piojos.

Cómo saber si un gato tiene parásitos

Los síntomas que pueden causar los parásitos son diversos y varían en función del tipo de parásito que tenga el gato. Por lo general, los diferentes síntomas pueden ser cutáneos, digestivos o de comportamiento. Algunas veces estos se producen por separado, pero en otras ocasiones se combinan varias tipologías de síntomas.

Algunos de los síntomas más comunes son las diarreas y los vómitos, las inflamaciones estomacales y la pérdida de peso. Igualmente, hay gatos que presentan cuadros de estreñimiento, deshidratación y anemia.

En cuanto a los cambios en el comportamiento, algunos síntomas causados por los parásitos son la apatía o la tristeza. Por todo ello, es fundamental que la desparasitacion en gatos sea periódica y se realice desde los primeros meses de vida.

Cómo desparasitar a mi gato

Hoy en día, existen diferentes métodos para la desparasitación de gatos. En el caso de los parásitos externos, las técnicas más utilizadas son los peines antipulgas, las pinzas para retirar las garrapatas, los champús especiales, las pipetas, los collares y los espráis antiparasitarios. Además, muchas veces también se utilizan adicionalmente productos para el hogar con insecticidas.

Con respecto a los parásitos internos, los métodos más empleados son las pastillas para desparasitar, las pastas y las pipetas. Estas últimas son especialmente recomendables para aquellos gatos a los que resulta imposible darles algo por la boca.

 

0 Comentarios

Deja un Comentario